Qué ver y hacer en Copenhague (Dinamarca) y alrededores 2 ó 3 días

Copenhague es una de esas ciudades que tiene algo especial que no sabrías definir que es. Pueden ser sus edificios señoriales que te transportan a Viena o sus casitas de colores y canales que te llevan más hacia Amsterdam. Sea cual fuere la razón por la que entró en nuestro corazón, aquí te mostramos las 11 cosas que ver y hacer en Copenhague para que entre también en el tuyo.

Como siempre nos esmeramos mucho en transmitirte toda la magia y energía de cada ciudad, pero si quieres profundizar aún más en ella te recomendamos que hagas un free tour en español como este.

Las 11 cosas que ver y hacer en Copenhague y alrededores en 2 o 3 días

Si quieres visitar todo lo que mencionamos en este post, probablemente te merezca la pena comprar la Copenhaguen Card, con este enlace te suele salir más barata que comprándola en la página oficial. Te incluye la entrada a 79 museos y un paseo en barco, además de descuentos en algunos bares y restaurantes. Te mostaremos las cosas que están incluidas en la tarjeta con este emoticono: 🎫

1. Encuentra la Sirenita

Si nos hablan de Copenhague, seguro que a todos nos viene a la cabeza La Sirenita, uno de los símbolos de la ciudad junto a Nyhavn. Es una escultura de bronce de algo más de 1 metro, que como su propio nombre dice, representa a una sirena. Es un homenaje al cuento «La Sirenita» de Hans Christian Andersen, seguro que todos conocemos la adaptación de Disney.

Se encuentra apoyada sobre una roca, algo alejada del centro y fue donada a la ciudad por el hijo del fundador de Carlsberg en 1913. Suele ser la gran decepción del turista, no solo por su tamaño que apenas supera el metro de alto (1,25 m), si no también por su rostro triste y apagado. Si a ti te decepciona también, puedes probar con la alternativa quizás algo más interesante de la «Sirena genéticamente modificada«, seguro que ésta no te decepciona.

📍 Dirección: Langelinie, 2100 København Ø
⭐ Recomendado: Free Tour en español (GRATIS)

Qué ver en Copenhague, La Sirenita
La Sirenita con el corazón roto.

(SPOILERS) En el cuento original de Christian Andersen, el príncipe se casa con otra princesa y la sirenita (convertida en humana) tiene que asesinarle para volver a convertirse en sirena. No puede hacerlo porque está enamorada de él y termina con el corazón roto, convirtiéndose en espuma de agua. Es por eso que la estatua tiene ese tono triste, viva la adaptación de Disney.

2. Hazte fotos en Nyhavn

Nyhavn («Puerto Nuevo») es el otro punto turístico más famoso de Copenhague. Con sus fachadas de colores y ambiente en las terrazas, parece el lugar idílico para vivir, pero no siempre fue así. Construido en el siglo XVII como puerto de entrada a la ciudad, era un foco de marineros borrachos y prostitución.

Ahora está lleno de turistas haciéndose fotos en sus fachadas de colores, barcos de madera anclados y terrazas llenas de gente independientemente del clima que haga. Una buena idea para conocer mejor Copenhague, es tomar uno de los barcos que salen desde Nyhavn y que te lleva por los diferentes canales de la ciudad.

Qué ver en Copenhague, Nyhavn
Las fachadas de colores del puerto de Nyhavn

El escritor Hans Christian Andersen (del que hablamos arriba) vivió aquí durante varios años en los que escribió los cuentos de «El Patito Feo», «La Reina de las nieves» (Frozen) o «La Sirenita».

3. Pasear por Kastellet

Kastellet («La Ciudadela») es uno de los ejemplos mejor conservados del norte de Europa de una ciudad fortificada. Construida en el Siglo XVII para la defensa de la ciudad pero actualmente se usa como parque público donde te encuentras continuamente con gente haciendo picnic o corriendo.

Dentro del parque te encontrarás con la residencia del jefe danés de defensa, una iglesia y prisión y un molino de viento estilo holandés. Como la ciudad fortificada tenía que ser auto-suficiente para resistir asedios, contaba con varios molinos de los que, solo se conserva uno.

Qué ver en Copenhague, Kastellet
El molino de viento del Kastellet

El Kastellet sigue perteneciendo al Ministerio de Defensa danés por lo que es bastante habitual cruzarte con militares haciendo guardia o desfilando. Tranquilo, suelen ser pacíficos.

4. Quedarse embobado con la Iglesia de Mármol

La Iglesia de Mármol es probablemente uno de los edificios más bonitos que ver en Copenhague. De estilo barroco y con la mayor cúpula de Escandinavia (31 metros de diámetro), está inspirada en la basílica de San Pedro del Vaticano. Su construcción se inició en 1740 y terminó en 1894, los retrasos se debieron fundamentalmente a una falta de fondos para su construcción.

Qué ver en Copenhague, Iglesia de Mármol
La impresionante Iglesia de Mármol sin mármol

A pesar de llamarse Iglesia de Mármol, la iglesia realmente es de piedra caliza. Cuando vieron el dinero que les iba a costar traer mármol a un país en el que no hay, cambiaron rápidamente de idea, pero mantuvieron el nombre original.

5. Buscar a la reina en el Palacio de Amalienborg 🎫

Se trata de la residencia de invierno de la familia real danesa. Consta de 4 edificios construidos en el siglo XVIII. En un principio se habían diseñado para que vivieran 4 de las familias más ricas de la ciudad, pero la familia real se trasladó aquí cuando perdieron su vivienda tras el incendio que se produjo en el palacio de Christiansborg en 1794 (antigua residencia).

Como curiosidad, a las 11:30 se realiza un cambio de guardia diario, los nuevos guardias marchan desde el Castillo de Rosenborg (a las 11:30) y llegan para hacer el cambio de guardia frente al Palacio sobre las 12:00. Cuando la reina se encuentra en el palacio, la guardia de la reina marcha junto con una banda alrededor de la plaza tocando canciones militares mientras se produce el cambio de guardia.

Qué ver en Copenhague, Palacio de Amalienborg
Una parte del Palacio de Amalienborg

Los daneses le tienen mucho cariño a su reina ya que la ven como una monarca muy cercana a la gente. De hecho se hizo muy famosa una foto de ella saliendo de un supermercado mientras comía un perrito caliente, fumaba y se tomaba un zumo.

Qué ver en Copenhague Reina Margrethe II
La reina Margrethe II saliendo del supermercado

6. Dar una vuelta por los jardines del Castillo de Rosenborg 🎫

Este castillo-palacio de estilo renacentista holandés, se encuentra en el centro de la ciudad por lo que es una para imprescindible en nuestra visita. Creado en 1606, fue utilizado como residencia de verano de la monarquía hasta 1710 (después de ello solo se uso en situaciones de emergencia).

Los jardines del castillo son uno de los lugares preferidos por los daneses para pasar el buen tiempo. El Castillo es actualmente un museo de la historia de la monarquía danesa, con exposiciones de las joyas, uniformes… En nuestra opinión, no merece tanto la pena.

Qué ver en Copenhague, Castillo de Rosenborg
Si, el agua del Castillo de Rosenborg no estaba muy limpia

Dentro de la exposición del museo se encuentra la Silla del Trono de Dinamarca, hecha de cuerno de unicornio (según la leyenda). Esperamos que no hayan sido los daneses los que los hayan extinguido.

7. Subir a la Torre Redonda (Rundetårn) 🎫

La Torre Redonda, fue construida como un observatorio astronómico en el siglo XVII pero que ahora se ha convertido en un atractivo turístico debido a sus bonitas vistas de la ciudad. A día de hoy, la torre sigue funcionando como observatorio astronómico.

Para subir hasta la azotea hay que ir por una enorme rampa con forma de caracol, sin subir ningún escalón. Esto se hizo para transportar con mayor facilidad todo el material necesario para el observatorio.

Qué ver en Copenhague, Torre Redonda
La rampa en forma de caracol de la Torre Redonda

8. Relajarse en la Iglesia Nocturna (Natkirken)

No, no os estamos diciendo que vayáis a misa, pero hay un evento interesante que se realiza cada viernes o domingos por la noche en la Iglesia Nocturna llamado «God Goes Deep» o «Chillout Night».

Luces de discoteca, Dj en el altar pinchando música Chillout y una estatua de Jesús en el fondo observando a todos. Podría ser una discoteca si no fuera por que a veces recitan fragmentos bíblicos con las canciones (aunque no siempre). Es totalmente recomendable ir, sentarse, cerrar los ojos y disfrutar de la música.

9. Visitar el Parlamento en el Palacio de Christiansborg 🎫

Se encuentra en el islote de Slotsholmen y es el único edificio del mundo donde se encuentran juntos el poder ejecutivo (residencia del Primer Ministro), legislativo (Parlamento) y judicial (Tribunal Supremo). El palacio tiene tres tipos de arquitecturas danesas debido a los 2 incendios que se produjeron. Los tres estilos son: Neoclásico, Neobarroco y barroco.

Para visitar el parlamento es necesaria una visita guiada en inglés gratis que podéis reservar aquí. Si lo que prefieres es ver el palacio con todos sus aposentos reales (recordad que fue residencia de la monarquía), podéis hacerlo comprando el ticket o con éste tour guiado en español.

Qué ver en Copenhague, Palacio de Christiansborg
Entrada al Palacio de Christianborg

10. Alucinar con la Ciudad Libre de Christiania

Parece que la palabra alucinar puede llevar a equivocaciones, pero en este blog no queremos fomentar el consumo de drogas. Christiania es un barrio autogobernado que se proclama independiente de Dinamarca. Si quieres verlo acompañado de un guía local, te recomendamos este free tour en español por el barrio.

Todo empezó cuando en 1971 unos padres derribaron una valla de un terreno militar abandonado con la intención de que sus hijos jugaran allí. Desde entonces se empezó a crear un sentimiento de comunidad, que al coincidir en fechas con el movimiento hippie, derivó en una especie de colectivismo y anarquismo.

Qué ver en Copenhague, Christiania
Graffitis en Christiania

Desde entonces ha tenido varios encontronazos con el gobierno danés por el estatus de ocupas ilegales que tenían, pero finalmente llegaron a un acuerdo en 2012 con el que compraron (como comunidad) las tierras por debajo del precio de mercado.

A día de hoy siguen teniendo disputas, sobretodo por el comercio de drogas. Es habitual ver a gente vendiendo cannabis al aire libre, principalmente en la Pusher Street. También es bastante habitual ver a la gente fumando en los bares y bancos del barrio. No están permitidas las fotos a la gente vendiendo droga, si se pueden hacer a las casas con graffitis del barrio.

Qué ver en Copenhague, Christiania
Cartel de que se pueden hacer fotos en Christiania

Christiania, al no tener impuestos, es una opción muy barata para comer o tomarse algo en Copenhague. Restaurantes como Morgenstedet son un atractivo turístico por su precio y calidad.

11. Súbete a una atracción en los Jardines de Tivoli 🎫

Debido a su fama, podrás pensar que se trata del parque de atracciones más antiguo del mundo, pero no, es el segundo más antiguo, siendo el primero el Bakken también en Dinamarca.

A pesar de que no somos fans de los parques de atracciones, éste nos sorprendió mucho por su ambientación vintage, que lo hace diferente a todos los parques en los que hemos estado. Se creó con la intención de ser un parque exótico, por ello la mayoría de las atracciones o edificios tienen influencias asiáticas o de oriente medio.

La entrada la podéis adquirir en la página oficial o en este enlace (suele ser más barato que en la oficial), aunque si tienes la Copenhague Card te viene la entrada incluida. La entrada a las atracciones van aparte y suelen tener un precio bastante caro (12€ cada vez), si vas a probar varias, quizás te salga mejor comprar esta pulsera con vueltas ilimitadas (33€).

Qué ver en Copenhague, Jardines de Tivoli
Vista desde el puente de los Jardines de Tivoli

Creado en 1843, su creador convenció al rey Cristián VIII de la necesidad de construir un nuevo parque diciéndole: «Cuando la gente se divierte, no piensa en política». ¿Creéis que el rey se lo pensó mucho?

⭐ Si aún así te sobra tiempo

⭐ Visitar Roskilde

Hay varias cosas que ver y hacer si tienes la suerte de quedarte algún día más. Una de esas cosas sería hacer una excursión a Roskilde 🎫. Roskilde fue la capital danesa hasta el siglo XV que fue transferida a Copenhague.

La Catedral de Roskilde, declarada Patrimonio de la Humanidad y que esconde las tumbas de 39 monarcas daneses. También es muy interesante ver el Museo de los Barcos Vikingos 🎫, que contiene 5 barcos vikingos del siglo XI recuperados del fondo del mar y restaurados.

Se puede llegar a Roskilde bastante bien con el tren desde Copenhague 🎫 (aprox. 20 min) aunque si quieres ir acompañado de un guía puedes apuntarte a este tour. Si vais en tren, comprad un billete válido 24 horas, que os saldrá más rentable que ida y vuelta. Si tienes la tarjeta Copenhague Card, tienes el transporte en tren y la entrada al museo de los Barcos Vikingos incluidos.

Qué ver en Copenhague, Museo de los Barcos Vikingos
Reconstrucción del barco vikingo más grande recuperado

⭐ Sentirse como un rey en el Castillo de Kronborg

Si prefieres los castillos, un poco más lejos está el Castillo de Kronborg 🎫, que inspiró a Shakespeare para escribir Hamlet. Construido en el siglo XV para controlar los peajes de los barcos que pasaban por ahí, fue declarado en el año 2000 Patrimonio de la Humanidad.

Se puede llegar también por tren (aprox. 60 min) comprando un billete válido 24 horas. Si tienes la Copenhague Card, tienes el transporte en tren y la entrada al Castillo incluidas. Si prefieres ir con alguien que te explique todo en español, no te pierdas este tour.

Qué ver en Copenhague, Castillo de Kronborg
El castillo de Kronborg

⭐ Cruzar hasta Suecia y ver Malmö

A través del Puente de Øresund (está cercal del aeropuerto) puedes pasar a Suecia y llegar a la ciudad de Malmö (si, tiene nombre de mueble de Ikea). Se trata de la tercera ciudad más grande de Suecia y que pasó de ser una ciudad industrial a una ciudad llena de modernidad, como se puede apreciar en su Turning Torso.

Es una ciudad pequeñita que se puede ver relativamente rápido y con un centro histórico muy interesante. Se puede llegar desde Copenhague en 40 minutos en tren y si quieres ver la ciudad de la mano de un guía en español puedes reservar este tour.

Qué ver en Copenhague, Malmö
Molino en el Castillo de Malmö

Además, si te apasiona la cultura vikinga, muy cerca de Malmö se encuentra el Foteviken Museum, que te transportará a esa época. Puede ser una muy buena idea si se viaja con niños.

Espero que os haya gustado este post, no os olvidéis de visitarnos en Instagram donde podréis conocernos mejor y recordad siempre, disfrutad del viaje.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 3 Promedio: 5)

6 comentarios en «Qué ver y hacer en Copenhague (Dinamarca) y alrededores 2 ó 3 días»

Deja un comentario